Blogia
Distinto

Evolución

Evolución

Con referencia a las fases de nuestra  evolución con el resto de los  seres vivos, el ritmo evolutivo de las máquinas, que es el mismo ser humano que la inventa, resulta, por comparación, saltos gigantescos.

En el siglo XIX, el visionario Samuel Butler, escribía en  su libro Erewhon, y ponía en boca de un historiador de las máquinas la siguiente reflexión: No existe seguridad en contra de un eventual desarrollo de una consciencia mecánica. Un molusco no tiene mucha conciencia. Fijémonos en el extraordinario avance que las máquinas han realizado durante los últimos siglos y lo lento del avance del reino animal y vegetal. Las máquinas mejor organizadas son criaturas, por así decirlo, de ayer, en comparación con el pasado. Asumamos como hipótesis de trabajo que los seres conscientes han existido desde hace 20 millones de años. Contemplemos ahora los avances de las máquinas en los últimos mil. ¿Acaso no durará el mundo otros 20 millones de años? Y si es así, ¿qué no veremos? Y luego añade: ¿Quién puede asegurar que la máquina de vapor no posee algún tipo de conciencia? ¿Dónde comienza y donde acaba la conciencia? ¿Quién puede señalar las lindes? Las máquinas de hoy son a las del futuro como los primeros saurios en relación al hombre

Butler estaba hablando tan solo de máquinas de vapor, que era  lo más evolucionado en su tiempo.  ¿Que hubiera pensado de haber conocido los  ordenadores portátiles, o las comunicaciones via satélite g.p.s.? 

Siguiendo esta  línea que  comenta  este  libro de aquí al próximo siglo se deberían modernizar como del pasado se modernizaron a hoy,  hasta convertirse en algo  aún mucho  más sofisticado y complejo,   tanto como pueda  llegar a serlo el hombre en el próximo futuro, hasta llegar a un límite insospechado que nadie sabe dónde termina, puesto que  no conocen  límites.

De todo lo dicho anteriormente, se puede deducir que el principio  era  caminar  lento.  El ritmo era sincronizado con el de  la naturaleza, los días eran días, las horas eran horas, y los minutos eran minutos, y el tiempo  se hacía más largo al ir a un ritmo más lento. Había más tiempo para todo, y a   efectos la vida se hacía  más larga pese aunque entonces se viviesen menos años relativamente. Con el paso a la modernidad del tiempo,   se ha ido  desmarcando, cada vez más rápido,  y avanzamos a un  ritmo uniformemente acelerado.  Vivimos más  años,    aparentemente pero el año pasa más ràpido,  el día lo reducimos, a hora,  la hora, a  minuto, y el minuto a segundo,  el tiempo se comprime,  quedando asi reducido a  nada, al    extrés  y al autoengaño.  Por contrapartida el avance del reino animal y vegetal sigue, su propio ritmo evolutivo de toda la vida, su sintonía, a un ritmo lento, el ritmo marcado por el reloj de su propia naturaleza, sin desmarcarse un ápice. Al sufrir este desfase, este adelantamiento uniformente acelerado con la naturaleza, se sobreentiende en este desfase, el por qué obligatoriamente las especies que lo  habitan y los bosques se  extingan mucho antes,  y vayan  desapareciendo mas deprisa.  Así se va  reduciendo  el mundo en el que vivimos,  hasta que el tiempo obligue a dar marcha atrás de nuevo. El tiempo  obligará a regresar, y regenerar.  En el  círculo   se  acaba confundiendo el principio con el  fin.  Una vez se alcance la perfección  no se podrá evolucionar más.  

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

4 comentarios

Distinto -

En realidad todos los misterios acaban evaporándose, menos uno el final del recorrido que aunque te le imaginas, todo puede ser que de un cambio radical al final del camino.

Todo el mundo sabe dónde empieza pero nadie puede saber ni cuando, ni como, ni dónde acaba. La máquina de vapor fue un misterio por asi llamarlo hasta que dejo de serlo. Yo pienso que el verdadero misterio está en la Incertidumbre.

Un abrazo

Sakkarah -

Es interesante lo que dices...

¡Quién sabe, quizá tengan conciencia, y sea un misterio más de esta vida que tan llena está de ellos.

Un beso.

Distinto -

Todos esos adelantos se deben a la energia y sus derivados del petróleo. Pero se había olvidado que el petróleo es finito y se agotará y aunque se sustituya esa energía por otra, sea cual sea, no hay suficiente para abastecer a todos los que somos. Las máquinas dejarán de funcionar un día, y cuándo las maquinas dejen de funcionar los adelantos desaparecerán y se volverá a recuperar el ritmo real, el ritmo que marca la naturaleza, y no el ritmo que marcan las máquinas

Un beso para ti y gracias por tu respuesta Anaktub

Anaktub -

Me ha gustado la reflexion que has hecho del escrito, pienso que estamos desbocados en todo, tenemos adelantos cientificos, pero al cancer no le tenemos cura, tecnologia, que se utiliza para dirigir bombardeos, misiles que arrasan con todo lo que encuentran a su paso, lo mismo mata a un infante que a un terrorista, tenemos supuestamente mas comodidades, pero sabes el porcentaje de seres humanos que no tienen ni siquiera agua potable, en fin, si todos los grandes descubridores cientificos del siglo XVIII y XIX, estuvieran con vida, vieran con tristeza que sus creaciones responde al comercio, a la riqueza, no al bien comun.

Un beso.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres